Carolinas HealthCare System
Search Health Information   

Examen de creatina-fosfocinasa

Definición

La creatina-fosfocinasa es una enzima que se encuentra predominantemente en el corazón, el cerebro y el músculo esquelético. Este artículo aborda el examen para medir la cantidad de creatina-fosfocinasa en la sangre.

Ver también: isoenzimas de la creatina-fosfocinasa

Nombres alternativos

Examen de CPK; Creatina-cinasa; Examen de creatina-cinasa

Forma en que se realiza el examen

La sangre se extrae típicamente de una vena, por lo general de la parte interior del codo o del dorso de la mano. El sitio se limpia con un desinfectante (antiséptico). El médico envuelve una banda elástica alrededor de la parte superior del brazo con el fin de aplicar presión en el área y hacer que la vena se llene de sangre.

Luego, el médico introduce suavemente una aguja en la vena y recoge la sangre en un frasco hermético o en un tubo pegado a la aguja. La banda elástica se retira del brazo.

Una vez que se ha recogido la muestra de sangre, se retira la aguja y se cubre el sitio de punción para detener cualquier sangrado.

En bebés o en niños pequeños, se puede utilizar un instrumento puntiagudo llamado lanceta para punzar la piel y hacerla sangrar. La sangre se recoge en un tubo pequeño de vidrio llamado pipeta, en un portaobjetos o en una tira reactiva. Finalmente, se puede colocar un vendaje sobre el área si hay algún sangrado.

La muestra de sangre se envía a un laboratorio, donde se mide la cantidad de creatina-fosfocinasa.

Este examen se puede repetir por 2 o 3 días si usted es un paciente hospitalizado.

Preparación para el examen

Generalmente no se necesita ninguna preparación especial.

Coméntele al médico respecto a cualquier medicamento que esté tomando. Los fármacos que pueden aumentar las mediciones de creatina-fosfocinasa son, entre otros: anfotericina B, ciertos anestésicos, estatinas, fibratos, dexametasona, alcohol y cocaína.

Lo que se siente durante el examen

Cuando se inserta la aguja para extraer la sangre, algunas personas sienten un dolor moderado, mientras que otras sólo sienten un pinchazo o sensación de picadura. Posteriormente, puede haber algo de sensación pulsátil.

Razones por las que se realiza el examen

Cuando el nivel total de creatina-fosfocinasa es muy alto, generalmente significa que ha habido lesión o estrés en el corazón, el cerebro o el tejido muscular. Por ejemplo, cuando se presenta un daño en el músculo, la creatina-fosfocinasa se filtra al torrente sanguíneo. Determinar cuál forma específica de creatina-fosfocinasa está elevada le ayuda al médico a indicar cuál es el tejido que ha sido dañado.

Este examen se puede utilizar para:

El patrón y el momento de un aumento o disminución de los niveles de la creatina-fosfocinasa pueden ser significativos en términos de diagnóstico, particularmente si se sospecha un ataque cardíaco.

Significado de los resultados anormales

Los niveles de creatina-fosfocinasa elevados se pueden observar en pacientes que presenten:

  • Lesión cerebral o accidente cerebrovascular.
  • Convulsiones.
  • Delirium tremens.
  • Dermatomiositis o polimiositis.
  • Electrochoque.
  • Ataque cardíaco.
  • Inflamación del músculo cardíaco (miocarditis).
  • Muerte del tejido pulmonar (infarto pulmonar).
  • Distrofias musculares.
  • Miopatía.

Otras afecciones pueden arrojar resultados positivos en los exámenes:

Riesgos

  • Sangrado excesivo
  • Desmayo o sensación de mareo
  • Hematoma (acumulación de sangre debajo de la piel)
  • Infección (un riesgo leve en cualquier momento que se presente ruptura de la piel)
  • Punciones múltiples para localizar las venas

Consideraciones

Se deben realizar otros exámenes para determinar la localización exacta del daño muscular.

Los factores que pueden afectar los resultados del examen son, entre otros: cateterismo cardíaco, inyecciones intramusculares, traumatismo a los músculos, cirugía reciente y ejercicio fuerte.

Referencias

Anderson JL. ST segment elevation acute myocardial infarction and complications of myocardial infarction. In: Goldman L, Ausiello D, eds. Cecil Medicine. 23rd ed. Philadelphia, Pa: Saunders Elsevier; 2007:chap 72.

Barohn RJ. Muscle diseases. In: Goldman L, Ausiello D, eds. Cecil Medicine. 23rd ed. Philadelphia, Pa: Saunders Elsevier; 2007:chap 447.

Cannon CP, Lee TH. Approach to the patient with chest pain. In: Libby P, Bonow RO, Mann DL, Zipes DP, eds. Braunwald’s Heart Disease: A Textbook of Cardiovascular Medicine. 8th ed. Philadelphia, Pa: Saunders Elsevier; 2007:chap 49.


Actualizado: 2/27/2011
Versión en inglés revisada por: David C. Dugdale, III, MD, Professor of Medicine, Division of General Medicine, Department of Medicine, University of Washington School of Medicine. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Medical Director, A.D.A.M., Inc.
Traducción y localización realizada por: DrTango, Inc.
La información aquí contenida no debe utilizarse durante ninguna emergencia médica, ni para el diagnóstico o tratamiento de alguna condición médica. Debe consultarse a un médico con licencia para el diagnóstico y tratamiento de todas y cada una de las condiciones médicas. En caso de una emergencia médica, llame al 911. Los enlaces a otros sitios se proporcionan sólo con fines de información, no significa que se les apruebe. © 1997- A.D.A.M., Inc. La reproducción o distribución parcial o total de la información aquí contenida está terminantemente prohibida.
adam.com
 
About Carolinas HealthCare System
Who We Are
Leadership
Community Benefit
Corporate Financial Information
Diversity and Inclusion
Annual Report
Foundation
Patient Links
Pay Your Bill
Hospital Pre-Registration
Patient Rights
Privacy Policy
Financial Assistance
Quality & Value Reports
Insurance
Careers
Join Carolinas HealthCare System
Physician Careers

For Employees
Carolinas Connect
Connect with Us
Watch Carolinas HealthCare on YoutubeFollow Carolinas HealthCare on TwitterLike Carolinas HealthCare on FacebookContact Carolinas HealthCareJoin Carolinas HealthCare on LinkedInGo to our mobile website.